miércoles, 24 de septiembre de 2008

Geranio


Mi abuela siempre estaba pendiente de sus geranios... riega que te riega, mima que te mima, y encima si le "caia" encima una pelota nos tocaba a los pequeños pagar las consecuencias (que por aquella época tenían forma de alpargata). 
Debe ser porque me estoy haciendo un poco abuela que hoy me aptecía compartir con vosotros este geranio, que crecía en una linde en Oseja de Sajambre... 


Un saludo a todos!

PD: mi reino por un corro de setas...

1 comentario:

texu dijo...

¡qué bonito! el recuerdo y la foto.
Lo del corro de setas tiene su punto ... son un lujo que nos regala cada otoño y primavera la naturaleza.
Felicidades por el blog, es precioso
Ana